Convierte a tu rana en príncipe

Por Horoscopo.com

Miércoles, 11 de Julio de 2018

Convierte a tu rana en príncipe

A muchos les ha pasado. Estás saliendo con una persona maravillosa que te hace muy feliz. ¡Y vaya que ya era hora! Sin embargo, existe un problema: tu nueva pareja no es tan sofisticada, elegante, atractiva, o consciente de ciertas cosas de las que piensas que él o ella debería de estar.

Antes de decidir que estos defectos son una verdadera razón de rompimiento, deberías de intentar poner tu propia magia en acción. Si tu pareja se parece más a una rana que a un príncipe (o princesa), para terminar el cuento de hadas de una manera apropiada, ¡encuentra formas de sacar a tu pareja de las tinieblas y mostrarle la luz del día!

Los hombres no ven las cosas de la misma manera que las mujeres lo hacen. La mayoría de los hombres se resisten a cambiar sus costumbres. A ellos les gusta su forma de hacer las cosas, por lo que su mentalidad no ve la necesidad de cambiar nada. El regañarles no funcionará. De hecho, esto no servirá de nada más que para enviarles en la dirección opuesta – ¡lejos de ti!

Entonces, ¿qué es lo que una chica bienintencionada puede hacer? Puedes gentilmente convencer y animar a tu hombre, pero tiene que ser de una manera tan sutil que no sienta como poco a poco haces sugerencias para mejorar todo, desde su gramática, a su no querer cortarse el pelo, a su apariencia menos que pulida.

Dale a tu hombre regalos que le hagan sentirse bien y también le ayuden a enfocar sus pensamientos en una nueva dirección. Por ejemplo, si te gustaría que probara una nueva colonia, sorpréndele con una nueva botella. Si su guardarropa necesita un poco de ayuda, cómprale algo nuevo que te gustaría ver en él y que piensas que se vería bien en él.

Aunque asegúrate de no irte a los extremos. Apégate a su estilo tanto como puedas y respetarlo al inclinarte en la dirección que quieras que vaya. Tal vez tu príncipe en entrenamiento no sabe tanto como tú acerca de los pros y contras de vestirse con estilo y elegancia. Puede que tome como un enorme cumplido que le encuentres lo suficientemente sexi como para comprarle un regalo que le hará oler mejor, mostrar su físico, o simplemente hacerlo más atractivo para ti.

Si el hombre de tu vida piensa que la cultura es hot dogs, cerveza y deportes, entonces no lo condenes a esto. ¡En vez, ábrele los ojos a oportunidades nuevas y emocionantes! Preséntale algunos centros culturales de tu ciudad. Acudan a inauguraciones de galerías de arte, vayan al teatro cuando una obra que ambos puedan disfrutar esté en escena, y asistan a exhibiciones en museos.

Es posible que deseen elegir una noche a la semana en la que intenten hacer algo un poco más cultural juntos. Puede que al principio finja placer pero con el tiempo puede que empiece a cantar un son diferente.La clave está en divertirse y compartir algunas risas juntos. Muestra tu entusiasmo y tu pasión por eventos culturales y lo más seguro es que él te siga.

Encuentren un interés en común y tomen una clase juntos. Vayan a pintar, bailar o aprendan una nueva cultura o idioma. O tal vez pueden explorar el arte culinario juntos, como tomar una clase de cocina Tailandesa. Esta es una manera de iluminar e inspirar a tu compañero, así como llevar su cociente de sofisticación a un nivel superior.

No hay nada de malo en querer hacerle algunas mejoras a tu pareja. Sólo asegúrate de no tomarte demasiadas libertades con las alteraciones y hacer que tu relación sufra. Ambos de ustedes deberían de abrirse a la idea de hacer mejoras en sus propias vidas. El crecer juntos como pareja es importante, pero también hay que tener en cuenta que a veces esto puede mejorar gracias a la voluntad de crecer como individuos también.